Los ensayos controvertidos de Rosario Castellanos


Rosario Castellanos era una escritora prolífica en poesía, novela, cuento, teatro y ensayo. Ganó sus primeros tres premios literarios por obras de ficción sobre la vida en Chiapas, con énfasis en la relación petrificada entre las poblaciones indígena y ladina. Por eso algunos críticos la encasillaban como “escritora indigenista”, aunque nunca se limitó a ese tema. Otros lectores reconocían la atención constante a la representación de la mujer en su obra, y la catalogaban simplemente como “feminista”. Muchas veces en el mundo literario estas caracterizaciones se han empleado para limitar la importancia del escritor y marginarlo, y éste definitivamente fue el caso de Castellanos mientras vivió. En realidad, sus escritos abarcaban una temática extensa, especialmente su obra ensayística. La autora analizaba la literatura, la vida política en México, sus experiencias autobiográficas, la situación social de la mujer, los acontecimientos internacionales, y otros temas importantes. Fue en el ensayo donde la amplia perspectiva crítica de Castellanos se manifestaba más, y ella asumía plenamente el papel de pensadora mexicana. Irónicamente fue el género más ignorado de su obra, y muchos delos ensayos más contundentes, en particular los más políticos y controvertidos, fueron excluidos de recopilación hasta los últimos años.

Para dedicarle atención al fin a ese género, escribí mi tesis doctoral en 2003 sobre los ensayos de Rosario Castellanos, e intenté encontrar todos los textos que ella había escrito. Se publicaron cuatro antologías de ensayos durante su vida e inmediatamente después de su muerte, que contenían 179 textos en total. Sin embargo, la autora escribió una columna semanal en el periódico Excélsior desde 1963 hasta 1974, y muchos de esos artículos, además de otros en varias revistas literarias, nunca habían sido recopilados. Mi investigación recogió 336 ensayos no recopilados previamente, haciendo un total de por lo menos 515. El género menos estudiado de su obra resultó ser el más numeroso y, probablemente, el más leído durante su vida.

En el ensayo, el análisis literario predominó, pero el tema del segundo número de textos era sobre la vida social y política en México. Curiosamente, de esos 108 ensayos sobre la política, sólo dos se encuentran en Obras del Fondo de Cultura Económica, publicado en 1998; la gran mayoría quedó sin recopilación. No obstante, estos textos eran parte del debate público en las páginas de Excélsior, el periódico más importante de la Ciudad de México durante las décadas turbulentas de los 60 y 70, y la postura de Castellanos se destacó por su perspicacia, su honestidad, y en particular por una visión más progresista e internacionalista que la de algunos de sus contemporáneos. Ahora estos ensayos excluidos se han publicado al fin en los tres volúmenes de Mujer de palabras: artículos rescatados de Rosario Castellanos, por Conaculta.

Artículo completo en nuestra revista impresa
Anterior Reflexiones en torno a la independencia de la provincia chiapaneca y su integración a México / II
Siguiente La frontera en Los arrieros del agua